8 señales de que este corredor no venderá tu inmueble.

Vender tu casa en el mercado inmobiliario de República Dominicana hoy día requiere más que colocarle un letrero.  Necesitas del concurso de un buen profesional y un poco de esfuerzo. La pregunta que se hace ya no es si necesitas de un agente inmobiliario o no, sino qué agente buscar para confiar tu inmueble si lo buscas vender.

Anuncios Google

Hay muchos corredores de bienes raíces en el mercado, decidir por uno puede resultar un ejercicio no muy simple. Sigue estos tips para detectar los malos entre los buenos. Si aprendes a elegir un buen corredor inmobiliario – o el mejor -, te ahorrarás tiempo y te asegurarás una buena experiencia en el proceso de vender tu inmueble en un tiempo razonable.

Cómo reconocer un corredor inmobiliario malo.

1. No visita el immueble previamente. Un corredor profesional toma conocimiento previo del inmueble y contacto con el propietario, antes de enseñárselo a su cliente.

Si un corredor mal formado – mal educado -, desembarca con un cliente a ver tu propiedad, sin previamente pasar a tomar conocimiento de ella, lo puedes echar gentilmente. No es el tipo de corredores que venden inmuebles. No desperdicies tu tiempo.

2. No promueve el inmueble. Pregúntale al corredor que pretende vender tu casa cómo piensa promoverla. Si te dice que el publica en los periódicos. Busca otro. Ningún corredor profesional tiene menos de 50 propiedades en su portafolio. No le sería rentable publicar de 50 a 100 propiedades en el periódico. Alguien que puede hacer tal inversión en un periódico impreso, puede también tener su sitio web. Si aún no siente la necesidad de tener su propia página web inmobiliaria, no está al día con la realidad del mercado: más de 4 millones de dominicanos, dentro de ellos, TODOS los que compran inmuebles usan internet cuando necesitan algo importante. Algo importante como una casa o un apartamento.

Ya no se concibe un agente inmobilario de cierto prestigio sin un sitio web profesional.

3. La publicará en “interné”, o en “Feibu”? Hmm que bien: fotos de mala resolución, poca descripción del inmueble, texto pobre y poco descriptivo, en un sitio web sin navegación vertical. O, por colmo, sin foto. Listar una propiedad no es lo mismo que mercadearla. Revisa las propiedades del agente que pretenda vender la tuya, antes de confiársela.

4. No tiene experiencia. Pregúntale si ha vendido otro inmueble similar al tuyo en los últimos 6 meses. Pregúntale si tiene más propiedades en el sector. Cuánto tiempo tiene trabajando como agente inmobiliario y que te cuente un poco de su experiencia.

5. No educa. Un buen corredor inmobiliario vende inmuebles educando. Si no puedes aprender algo de un corredor, seguro no es de los buenos. Si no te puede orientar y responder honestamente a las preguntas puntuales que le haces. Si no tiene la capacidad de aclarar tus dudas sobre precios, papeleos, aspectos legales. Si no tiene capacidad para responder a tus preguntas puntuales, si no sabe donde está parado, seguramento no es el corredor indicado para vender tu inmueble.

6. No tiene un perfil profesional. No hay forma de saber de su formación, de su experiencia. Cuando entras a su cuenta de Facebook o LinkedIn, solo hay anuncios y selfies. Nada realmente profesional.

7. No es un corredor a tiempo completo. Puede que sea el barbero del barrio. Conoce quien alquila y quien vende. Un buen día, decide probar con bienes raíces, porque uno de sus clientes le habló de la comisión que se ganó. Bienes raíces no es su profesión principal. Puede que sea un profesional de otra area que decide ganarse un dinerito extra.

8. No tiene tiempo para ti. El corredor que venderá tu casa, no te dejará con una pregunta colgada. No desaparecerá del mapa, cuando necesitas respuesta para una duda sobre algo, o si necesitas tomar una decisión que pueda afectar la venta del inmueble.

Anuncios Google

¿Hemos omitido algunas señales para detectar un corredor inmobiliario malo? Déjanos tu comentario.

Be Sociable, Share!

, , ,

No comments yet.

Leave a Reply